0

Your Cart is Empty

January 15, 2024 3 min read

Una de las destrezas desarrolladas en los profesionales de la salud incluyendo los terapeutas de masaje licenciados es la observación. Parte de la evaluación de una persona que viene a recibir masaje terapéutico o alguna terapia manual ya sea para manejo de dolor o prevención es prestar atención a cómo camina, su postura, la manera en que mueve su cuerpo. 

Desde el punto de vista físico nos permite identificar discrepancias en cada lado del cuerpo, tensión muscular, hiperflexiones o hiperextensión en extremidades, También se puede apreciar el color de la tez en diferentes áreas del cuerpo. 

En cuanto a las emociones,  al conversar con nuestros clientes podemos percibir su estado de ánimo: si la persona está alerta, si luce distraída, confundida, con mayor lentitud o rapidez en su manera de expresarse. Estas observaciones nos pueden dar una información importante para poder realizar una evaluación previa a la terapia. 

En mis años de experiencia he tenido diversidad de situaciones que gracias a la observación mis clientes han podido recibir la atención médica necesaria a tiempo. 

En una ocasión uno de mis clientes lucía aturdido cuando llegó. Se le veía la mirada perdida y al preguntarle cómo se sentía me indicó que se sentía mareado. En ese momento rápido lo ayudé a sentarse y sin dejarlo solo  llamé al número de contacto de emergencia que escribió en su expediente. De inmediato vinieron a buscarlo y llevarlo al médico. Resultó que un nuevo medicamento recetado para una condición de salud de la que padece le provocaba esos efectos secundarios. 

Ya en la mesa de tratamiento es cuando más hallazgos se pueden percibir. 

Recuerdo que una de mis clientas que comenzó a recibir terapia mensualmente tenía un lunar en la espalda. Cerca de 6 meses después noté cambios de forma, tamaño y color en el lunar. Le hice la observación y me respondió que como no se ve en esa área no se percata de los cambios. Le recomendé que visitara su médico y le consultara sobre el hallazgo. 

Cuando regresó a cita me narró que visitó a su médico, la refirió a un dermatólogo y este le realizó una biopsia que dio como resultado células malignas y fue necesario remover el lunar. 


La respiración es importante

La observación de la piel, el cabello, las uñas, el estado de ánimo de la persona que recibe terapia nos ofrece mucha información que nos permite personalizar mejor la terapia. 

Observar el ritmo de la respiración cae dentro de las observaciones. 

Durante una terapia con un cliente noté que al quedarse dormido en vez de tener un ritmo de respiración fluido, contenía el aire por un tiempo considerable durante la exhalación y al inhalar emitía un ronquido fuerte. 

Le expresé mi observación para que fuera al médico y se aseguraba que todo estuviese bien. Un mes después regresó con la noticia de que se realizó el estudio del sueño que resultó con diagnóstica de apnea del sueño. 


La importancia de informar sin alarmar 

Ser terapeutas de masaje licenciados nos permite tener contacto con clientes y conocer más su historial de salud. Al poder estar un tiempo promedio de una hora con cada persona, nos facilita conocer más detalles de su salud ya sea porque nos lo indican o por lo que observamos. 

Sugerirle al cliente visitar a su médico si vemos algunos hallazgos debe ser realizado con tacto, profesionalismo y empatía. 

Los diagnósticos  están fuera de nuestra área de práctica. Sí podemos compartirle lo que encontramos durante la terapia y sin entrar en detalles de nuestra opinión de lo que pudiera ser, podemos recomendarle que visite a su médico y le compartimos a información que debe indicarle a su doctor. Si son clientes regulares,  en la próxima visita nos indicarán el resultado de esa consulta médica. 

A continuación te compartimos los beneficios que tiene la observación durante la evaluación durante una terapia según las páginas cibernéticas de WebMD y Mayo Clinic

  1. Detección temprana de enfermedades: los profesionales de la salud pueden identificar signos y síntomas mediante la evaluación cuidadosa de sus pacientes.

  2. Prevención de complicaciones: la observación constante puede ayudar a prevenir complicaciones al monitorear de cerca la progresión de la enfermedad y tomar medidas preventivas a tiempo.

  3. Evaluación del estado mental y emocional: cambios en el comportamiento y en el estado de ánimo pueden ser señales de posibles problemas de salud mental y emocional. Identificado y tratado a tiempo salva vidas.

  4. Reconocer reacciones adversas a medicamentos: la confusión, los mareos, el sueño y la falta de apetito tienden a ser efectos secundarios de medicamentos, conversar con el cliente puede arrojarnos luz para saber si debemos recomendarle que consulte con su médico para una posible revisión de receta de ser necesario. 

Cuidarte es quererte 



Yami Otero
Yami Otero


Leave a comment


Also in Sabías que..

Foto: Anete Lusina
Engaños del corazón: síntomas que pueden confundirse con ataque cardiaco 

February 05, 2024 3 min read

En el mes del corazón y de la salud cardiovascular quiero compartir con ustedes dos situaciones que me condujeron a la sala de emergencias pensando que se trataba de un ataque cardiaco. Afortunadamente mi corazón se encontraba y se encuentra bien, aunque pasé tremendo susto. 

¿Es posible alcanzar la plenitud?
¿Es posible alcanzar la plenitud?

January 29, 2024 3 min read

Si hay una palabra que tiene gran significado para mí es plenitud. Incluso, cuando busco su definición en el Diccionario de la Real Academia Española (RAE)  no me satisface. Según RAE la plenitud es “totalidad, integridad o cualidad de pleno”. 

El aceite que borró una cicatriz en mi rostro
El aceite que borró una cicatriz en mi rostro

January 22, 2024 2 min read

Les quiero compartir un proyecto en el que he estado trabajando hace más de un año. 

Por un descuido corté parte de mi barbilla con la llave de mi auto. Sí, fue una maniobra ridícula que me costó un rasguño justo antes de mi clase de jazz. 

Lo único que tenía a la mano en el momento era alcohol porque debía entrar a clase. Lo apliqué y me fui a danzar.